Examinar etiqueta: commons

Illich: El silencio es un bien comunal

Lugares Comunes

Queremos compartir un texto del pensador austriaco Iván Illich, porque queremos reivindicar la crítica que hace a la sociedad post-industrial y las propuestas que hace. Se adelantó a su tiempo, aportó grandes dosis de teoría y práctica al pensamiento descolonizador, por una sociedad desescolarizada, su apuesta por la convivencialidad, por su visión de la medicina, su crítica al tráfico y la ciudad occidental… y porque tiene su obra disponible online.  Entonces, vía el suplemento Ojarasca del diario La Jornada:

Ofrecemos una reflexión sobre los bienes comunales de uno de los más importantes y lúcidos pensadores de nuestra época, Ivan Illich (1926- 2002), pionero de la sociedad civil en su sentido contemporáneo y sin duda profeta de cómo el capitalismo devastará el mundo, la vida y nuestra comunalidad, si lo dejamos. Lo sorprendente es que hoy este alegato, expresado en Japón durante el simposio La Ciencia y el Hombre en marzo de 1982, es más actual y controvertido que entonces.

 

El silencio es un bien comunal

Ya se aprecia claramente que las máquinas que imitan al hombre están usurpando todas las facetas de la vida cotidiana y que tales máquinas están forzando a la gente a comportarse como ellas. Los nuevos dispositivos electrónicos tienen el poder de forzar a la gente a «comunicarse» entre sí y con éstos en términos de la máquina. Aquello que estructuralmente no se adapte a la lógica de las máquinas es efectivamente depurado de una cultura dominada por su utilización.

El comportamiento maquinal de la gente encadenada a la electrónica constituye una degradación de su bienestar y su dignidad, lo cual, para la gran mayoría y a largo plazo, se tornará intolerable. Observar el efecto enfermante de los ambientes programados demuestra que en ellos las personas devienen insolentes, impotentes, narcisistas y apolíticas: el proceso político se resquebraja debido a que la gente deja de ser capaz de gobernarse a sí misma y exige ser conducida. Seguir leyendo

Pedalear bajo la lluvia

Sursiendo hilos sueltos

Experimentos (¿fallidos?) en los que se comparten bienes como paraguas y bicicletas

Las primeras gotas que caen mojan el número 1 de la Revista Wimb Lu de este año. Ahí se cuenta una experimento realizado a finales de 2011 por alumnas de la Facultad de Psicología de la Universidad de Costa Rica. Se pretendió saber el uso que le daría la comunidad universitaria a un bien común material escaso: ¡paraguas en época de lluvia!

La propuesta era tener a disposición durante tres semanas, un total de quince paraguas que podían ser usados por quienes pasaran frente a la paragüera situada en la facultad de Sociología. La consigna sólo pedía devolverlos dentro de las 24 horas. Para el trabajo se retomaron los dos enfoques más conocidos (y opuestos) sobre bienes comunes: los de Garrett Hardin y Elinor Ostrom.

Había una vez un Hardin que en 1968 dijo en La tragedia de los comunes que los individuos aumentan sus comportamientos egoístas cuando se enfrentan a situaciones de escasez de un determinado bien compartido, dejando de lado las conductas de cooperación. Así, si cada persona que tuviera acceso a ese bien escaso hiciera los mismo, el bien desaparecería más pronto que tarde. La solución que propuso para evitar esta situación fue la conocida privatización de los bienes, justificando así el cercamiento. Por otro lado hubo una Elinor Ostrom que no conforme con esta teoría estudió durante años y en diversas partes del mundo, sistemas de manejo de bienes comunales que resultaron ser mucho más eficientes que esos sistemas privatizados que recién mencionábamos. Sus estudios recogidos en El gobierno de los bienes comunes refutó el trabajo de Hardin y le valieron el Nobel de Economía en el año 2009.

Seguir leyendo